Salmón marinado

Un plato sencillito para volver a coger el ritmo bloguero, salmón marinado.

Este plato lo hace mi madre de vez en cuando, y tomó la idea de alguno de los muchos cocineros televisivos que empezaron a proliferar hace unos años.

Los ingredientes son:

  • Un lomo sin espinas de salmón fresco
  • 200 gr de sal fina
  • 200 gr de azúcar blanca
  • 1 cucharada y media de eneldo

Cómo lo preparamos:

  1. En un bol, mezclamos la sal, el azúcar y el eneldo.
  2. En un recipiente hermético ponemos un poco de la mezcla y colocamos un trozo de salmón en el recipiente con la piel hacia abajo.
  3. Colocamos un poco de la mezcla encima del salmón y colocamos otro trozo del salmón con la piel hacia arriba.
  4. Echamos el resto de la mezcla encima de los salmones y cerramos el recipiente hermético.
  5. Ponemos el recipiente en la nevera durante unas 48 horas.
  6. Pasadas las 48 horas, lavamos bien el salmón y ya podemos disfrutar de este delicioso aperitivo.

Espero que os guste.

 

Ajo blanco de pepino y almendras

Hace unos días os presenté una receta (podéis encontrarla aquí) que encontré en una de las revistas de cocina que compro de tanto en tanto.

De la misma receta, y siguiendo mi anterior post (el de los pepinos), hoy os traigo otra receta de la misma revista, un Ajo blanco de pepino y almendras, o como se ha llamado en mi casa toda la vida, un gazpacho de almendras.

Necesitaremos (para 4 personas):

  • 150 gr de almendras crudas
  • 40 gr de almendras laminadas
  • 1/2 kg de pepinos
  • 2 dientes de ajo
  • 1/2 barra de pan seco
  • 1 l de agua helada
  • Vinagre blanco
  • Aceite de oliva
  • Sal

Preparación:

  1. Cortamos una rebanada de pan por comensal (4), les quitamos la corteza y las ponemos en remojo en un cuenco con agua helada durante 10 minutos.
  2. Picamos las almendras finamente en un molinillo o en un robot de cocina, hasta que queden completamente molidas.
  3. Pelamos los pepinos y los cortamos en trozos grandes.
  4. Colocamos los trozos de pepino en el vaso de la batidora, junto con los ajos (que habremos pelado y quitado el germen previamente), la miga de pan escurrida y un vaso de agua helada. Trituramos hasta conseguir una crema espesa.
  5. Agregamos las almendras molidas, dos cucharadas de aceite de oliva, una de vinagre, una pizca de sal y el resto de agua. Trituramos unos miutos más y corregimos de sal, vinagre o aceite.
  6. Dejamos reposar en la nevera unas dos horas, y sacamos justo en el momento de servir.
  7. Como decoración, salteamos las almendras laminadas en una sartén con unas gotas de aceite, hasta que cojan un color tostado.

I love pepinos

Pues eso, que me encantan los pepinos. Y con esta receta quiero unirme a las campañas de apoyo a los agricultores españoles después de la crisis provocada por las falsas acusaciones del gobierno alemán. Y en particular a la lanzada desde la web de Whole Kitchen

Es una muy sencilla receta que me enseñó mi abuelo cuando era pequeña y nos reuníamos todos en su casa a comer las deliciosas migas de harina que preparaba mi abuela. Todas las nietas nos peleabamos por un trozo de “pegaos” (trozos de masa de harina que se pegaban en el fondo de la sartén… mmm qué ricos recuerdos!!!) Las migas de harina son las típicas de la zona de Almería de dónde es originaria mi familia.

Como acompañamiento a las migas, siempre se ponían un montón de cosas: tomates secos, bacalao, boquerones, morcilla, pimientos verdes, panceta, y según la época también había melón o uvas.

Para hacer pasar mejor las migas, las remojabamos con un “remojón” de pepino o de tomate y pimientos.

Me encantaba la sensación del vinagre en la garganta, como si las amigdalas se estuvieran quejando… y por eso me preparaba un remojón para mi sola… cargadito.

Otro día os pondré también la receta del remojón de tomate y pimiento, porque aunque de pequeña no me gustaba mucho, ahora disfruto con el, aunque no tan  amenudo como quisiera.

Os pongo la receta. Como se supone que es un plato para compartir, las cantidades son aproximadas.

Remojón de pepino

  • 1 pepino español (tanto de variedad como de origen)
  • agua fria
  • aceite de oliva virgen
  • vinagre
  • sal

Cómo se prepara:

  1. En un cuenco pequeño, ponemos el pepino cortado en dados o triangulos pequeños.
  2. Ponemos un pellizco de sal y una cucharada sopera de aceite de oliva. Removemos bien, para que todos los trocitos de pepino se impregnen bien.
  3. Añadimos aproximadamente un vaso de agua fría.
  4. Añadimos un poco de vinagre al gusto.

Este remojón lo he preparado también cuando he comido migas de pan, aunque sinceramente, como las de harina que preparaba mi abuela ningunas.

Un fuerte abrazo a la huerta almeriense.

Carpaccio de Salmón

A diario me llega a mi e-mail una newsletter con recetas de cocina. La de hoy es una muy sencillita pero deliciosa: Carpaccio de Salmón

Ingredientes para 4:
1 lomo de salmón fresco sin espinas
2 cucharadas soperas de aceite de oliva
1 limón
eneldo
1 cucharada de pimienta en grano

Preparación:
Cortamos el salmón en lonchas finas. (Lo podremos cortar mejor si lo hemos congelado previamente durante una hora aproximadamente).
Lo colocamos en un plato grande o una fuente, lo regamos con el aceite de oliva y el zumo de limón.
Salpimentamos y añadimos el eneldo.
Lo dejamos macerar en la nevera unos minutos y servimos frio.

¿Sencillo verdad?

Quinoa con verduras (HEMC 31)

El tema de este mes en HEMC (nº 31) es la Quinoa, el tema lo ha escogido Sole de Sole empieza a cocinar. La quinoa es un pseudocereal que se cultiva principalmente en América del Sur, aunque en Estados Unidos también se cultiva. El mayor productor, sin embargo es Bolivia. Aquí podéis encontrar más información: Quinoa

Para este evento he escogido una receta sencillita pero deliciosa: Quinoa con verduras salteadas.



Para dos personas necesitamos:
– 2 tacitas de café de quinoa
– agua
– sal
– aceite
– verduras al gusto (brócoli, zanahoria, puerro, cebolla, nabo, judías verdes…) hechas al vapor

Cómo lo preparamos:
En una olla ponemos la quinoa y el doble de su volumen de agua a cocer. Hechamos un poco de sal en el agua.
Mientras en otra olla, ponemos la verdura a cocer al vapor. Cuando esté cocida (preferiblemente al dente) la ponemos en una sarten con un poco de aceite y la salteamos. Rectificamos de sal.
En un plato, servimos la quinoa y ponemos la verdura encima.

Este es un plato muy sencillo y sano. Podemos acompañar con un poco de salsa de soja.

Xató

Durante estos días, en algunas poblaciones de la comarca del Garraf y del Penedés se están celebrando las Xatonadas.

Hay varias poblaciones que se atribuyen el origen del Xató: Sitges, Vilanova i la Geltrú, Vilafranca del Penedés, El Vendrell…

Existe una ruta gastronómica, llamada Ruta del Xató: por las comarcas del Garraf y El Penedès, al sur de la provincia de Barcelona. La ruta del xató empieza en Sitges va hacia el interior buscando Vilafranca del Penedès, se dirige luego por el interior hacia El Vendrell y cierra de nuevo a la orilla del mar en Vilanova y la Geltrú. Aquí podréis encontrar más información: http://www.rutadelxato.com/

La receta de la ensalada es simple, escarola, anchoas, atún, bacalao desalado y olivas arbequinas, en cantidades al gusto.

Lo característico del plato, sin embargo, es la salsa con la que se acompaña, ya que en cada población se realiza de una manera diferente. En algunas poblaciones utilizan almendras, en otras añaden también avellanas y en otras ninguno de los dos. En esta web podéis encontrar la receta del Xató según las diferentes poblaciones.

Reconozco que en esta ocasión he hecho trampa, y he recurrido a una salsa ya preparada.

Prometo que la próxima vez que prepare un xató, la salsa será casera.
Saludos.

Milhojas de manzana y butifarra negra

Esta es mi segunda al HEMC#30 de este mes, dedicado a las manzanas.

He adaptado una receta que vi en Descobrir Cuines, una revista gastronómica que se publica en Catalunya. En la versión original, el chef Pere Arpa del restaurante El Rebost d’en Pere de Banyoles (Girona) propone unos Raviolis de Manzana y butifarra negra. Yo he simplificado la receta un poquito.

Milhojas de manzana y butifarra negra

Para mi receta he utilizado:
– 2 manzanas
– el mismo peso de la manzana en puré en butifarra negra
– aceite de oliva extra virgen
– sal
– azúcar
– un poco de zumo de limón

Cómo lo hacemos:
Pelamos las manzanas y les quitamos el corazón. Las cortamos en láminas de más o menos 1/2 centimetro.

Las partes que hayan quedado enteras las pondremos en la bandeja del horno con un papel parafinado para hacer las láminas del milhojas. Lo pondremos en el horno precalentado a 180º unos 10-15 minutos, vigilando que no se quemen. Deben quedar flexibles.


El resto de la manzana la cortaremos en dados y la pondremos en un cazo con el zumo de limón y azúcar para hacer el puré. La cantidad de azúcar que pondremos será un 10 % del peso total de manzana para el puré. Lo dejamos cocer otros 15 minutos.


Por otro lado, y mientras la manzana se va haciendo, pondremos la butifarra un minuto en el microondas para que se desaga un poco y la podamos trabajar mejor.

Para montar el plato iremos alternando capas: 1 lámina de manzana como base, un poco de puré de manzana y justo encima del puré, un poquito de butifarra. Colocamos encima otra lámina y repetimos la operación. Acabamos el milhojas con una última lámina, un poco de puré y una puntita de butifarra como decoración.

Decoramos el plato con un poco de aceite de oliva y sal.

Espero que os guste. ¡Buen provecho!